X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

EL CLUB APURA AL MÁXIMO Y TRATARÁ DE CERRAR HASTA CINCO FICHAJES LOS CUATRO PRÓXIMOS DÍAS

Garay y Munir al caer, se confía en cerrar a Sidnei y pueden llegar dos más 

27/08/2016 - 

VALENCIA. Segunda jornada de Liga y segunda derrota para el Valencia CF en este inicio liguero. Ahora, dos semanas por delante hasta el próximo encuentro liguero y apenas cuatro días para tratar de lograr los fichajes que se llevan anhelando todo el verano. Al club de Mestalla le siguen faltando dos centrales, como mínimo, aunque el plan es intentar dar salida a Abdennour y Santos, además de un delantero centro rematador que sustituya a Paco Alcácer y sin contar el fichaje de Munir. 

En el apartado de salidas el club dará por zanjadas las salidas de Mustafi y Paco Alcácer en las próximas horas y ello le reportará a la entidad 71 millones de euros que le llenan las arcas de líquido para fichar además de liberarle del problema que hasta ahora suponía cuadrar el Fair Play Financiero. 

A última hora de este sábado el club de Mestalla tenía muy avanzadas las llegadas del central argentino Ezequiel Garay y del delantero madrileño Munir El Haddadi. Pese a que es posible que ninguna de las dos llegadas se oficialice este domingo, lo cierto es que ambos jugadores estarán a las órdenes de Pako Ayestarán en los próximos días de no ser por un cambio radical en las negociaciones. 

El central argentino, Ezequiel Garay jugó este sábado de titular el choque que ganó el Zenit, pero los comentaristas de la TV rusa 'Match TV' habituales informadores de la actualidad del club de San Petersburgo afirmaron que ese era el último partido del jugador antes de marcharse al Valencia CF y que el jugador se había despedido ya del vestuario y del cuerpo técnico. En el club prefieren ser prudentes hasta que se firme pero el entorno del jugador da por hecho su aterrizaje en la capital del Turia. Su precio oscilará entre los 20 y los 25 millones de euros y será el sustituto de Shkodran Mustafi. 

Además, de la llegada de Garay la secretaría técnica trata de cerrar también el fichaje del brasileño Sidnei Rechel. El central del Deportivo de la Coruña es el otro gran objetivo para el eje de la zaga para formar pareja con Garay. El ex jugador del Benfica es el elegido para sustituir en la plantilla al tunecino Abdennour, al que el club pretende darle salida en los próximos días y ahora no es reacio a abrirle la puerta como cedido para que recupere parte del valor que se pagó por él, el pasado verano. Jorge Mendes decide junto con Benfica si Sidnei viene a Mestalla o se queda en Riazor. El jueves por la mañana Benfica aceptó la oferta del Valencia CF de 10 millones de euros y desde ahí el Deportivo pelea por el jugador mientras el Valencia CF espera al jugador. En las próximas horas debe haber una solución, pero Ayestarán y Pitarch siguen convencidos de que será valencianista. 

Tanto si viene Sidnei como si no lo hace, la dirección deportiva trabaja para darle salida al resto de centrales. Principalmente al brasileño Santos para liberar una plaza de extracomunitario que podría ocupar Marcos Rojo. El argentino fue ofrecido hace semanas y está al corriente del interés valencianista. Sabe que su llegada está condicionada a que no llegue Sidnei o a que el Valencia CF consiga dar salida a Santos para hacerle hueco y tener plaza para otro extracomunitario. El jugador debe esperar a esa circunstancia pero está en la agenda y quiere venir para salir del ostracismo al que le ha condenado Mourinho. Ni Vezo, ni Orban tienen su continuidad garantizada. De hecho, al portugués le ha comunicado Ayestarán que si tiene alguna oferta que la acepte y por Orban el club rechazó este sábado una propuesta del Genoa italiano por no considerarla atractiva. Quedan cuatro días y el objetivo es cambiar de arriba a abajo la defensa. 

En la delantera, que es el otro lugar donde hacen falta efectivos porque se marchará el único rematador del equipo, Alcácer, está al caer el fichaje del barcelonista Munir. Como ya informó este diario este sábado, el acuerdo entre el Valencia CF y el jugador se dejó casi cerrado el viernes y ahora la negociación está cerrándose entre los clubes para definir el precio de la opción de compra para el club de Mestalla y cual es el derecho que se reservan a futuro los azulgranas sobre el delantero. 

Además, de Munir el Valencia CF no cierra la puerta a la llegada de otro delantero más rematador. El mercado está abierto y ahora aparecen muchas alternativas a la desesperada que pueden poner en la puerta opciones interesantes. Del mismo modo ocurre en el centro del campo donde Soler es el quinto efectivo de una media que puede quedarse corta al tener tres puestos y no estar cumplir con la máxima de dos jugadores por puesto. 

La presidenta del club, Lay Hoon Chan, y el director deportivo, Suso García Pitarch, no viajaron hasta Eibar este sábado por la intensa actividad en las oficinas del club donde tratan de cerrar las operaciones necesarias para encajar un puzzle que sea aspirante a la Champions. Quedan piezas importantes por comprar.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email