X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

Página del periodista

Desmemoriats / Josep Lizondo

agosto

Parejo, te lo digo todo

Con Daniel ocurre que se han sobrepasado todos los límites. De la educación. Del respeto. Incluso de la razón. El nivel de agresividad con el que se le ataca escapa a la comprensión humana...

marzo

La vida en un Mustafi

Y el Valencia actual es un grupo en el que no existe el colectivo, en el que no hay ayudas, ni un plan. Es un equipo que deja que le rematen a placer desde el punto de penalti, que apenas comete faltas, y al que le cuesta horrores recuperar un balón porque jamás presiona en manada

La última burra del establo

Puede, en definitiva, que no esté en juego el acceso a ninguna final, que tal vez, haya en disputa algo mucho más importante que eso. Poder creer en el propio Valencia. Que es ya lo único que nos queda por perder...

enero

De perdidos a la B

Por estas cuestiones es absurdo pensar que esto se arregla acudiendo al mercado de enero. Sí, es un buen método, pero para seguir tirando el dinero. Hoy en día el Valencia es una trituradora de futbolistas y no está en condiciones de aportar soporte a ninguna incorporación

diciembre

OPINIÓN

Republic of mancunia

Y ése es el problema del Valencia. Los Verones. Negredo nunca estuvo. Enzo Pérez cada vez que está se lesiona para tres meses. A Javi Fuego lo abducieron. Abdennour todavía no llegó de Mónaco... No es una cuestión de juventud (que va sobrada de calidad) sino de veteranos fuera de forma en un equipo mal trabajado.

Montañas que deben escalar Gary Neville

En Eibar se vieron ideas interesantes, como Cancelo de extremo -al fin- y laterales defensivos, pero erró en la elección de la banda izquierda. Orban, como le está sucediendo a Gayà durante todo el curso, quedó vendido porque su interior se dedicó a contemplar el paisaje cada vez que había que bajar a defender

noviembre

Vinga el finiquito

Los finiquitos siguen, no paran. Si nos ponemos a sumar desde que se instauró la moda nos sale una cantidad obscena de dinero gastada en desfaenats. Que igual nos hubiera servido para acabar el Nou Mestalla. Qué desperdicio de dinero en gente que no aportó una mísera idea al club para hacerlo mejor

¿Y si ocurrió lo que tenía que ocurrir?

¿Por qué en el día propicio para hacerle la cama al entrenador, ante el rival que todo el mundo esperaba encajar una sonora derrota, existiendo el caldo de cultivo ideal para esconderse tras un cadáver, este equipo salió a Balaídos y se trajo un triunfo aplastante?

octubre

septiembre

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email